Recuperación de lesión de hombro crónica
Algunos consejos basados en una recuperación activa
Autor:
Experiencia en primera persona

Hace 12 años tuve una lesión en mi hombro derecho generada por el sobreesfuerzo de las competiciones. En un principio tuve problemas de movilidad, dolor agudo e inflamación. El diagnóstico (equivocado) fue tendinitis del tendón supraespinoso y el tratamiento también fue equivocado, por tanto. Al cabo varios meses, con una atrofia muscular importante y viendo que cada vez empeoraba más, dejé la rehabiltación y volví a las competiciones. Curiosamente, mi hombro mejoró a partir de entonces, si bien seguía con algunos problemas, pero esto me llevó a plantearme una de las contradicciones con las que aun sigo manteniendo diferencia de opinión con la medicina y terapias tradicionales, el reposo e inactividad deportiva cuando existen este tipo de lesiones. Ahora, con la experiencia de años en el campo de la salud ya es claro que el reposo normalmente no funcionará, al menos no de forma eficiente e incluso diría que a medio plazo incide negativamente.

Cómo se suele generar el problema

Es bastante común que las lesiones de hombro tiendan a alargarse en el tiempo. A veces comienzan unas pequeñas molestias que van aumentando, otras es un dolor agudo generado tras esfuerzos deportivos, puede ser un mal movimiento, mala posición al dormir, caídas, etc. Finalmente los síntomas se cronifican generando molestias constantes en la zona de la cintura escapular y, en no mucho tiempo, afectando también a cervicales o distalmente al resto del brazo hasta la mano. Este tipo de lesión crónica es muy molesta, ya que suele impedir realizar las actividades cotidianas sin dolor y, habitualmente, no permite descansar por las noches, lo cual suele generar un círculo de fatiga generalizada unida al problema en el hombro.

Una lesión compleja

La complejidad de los problemas de hombro se entiende mejor conociendo la anatomía y fisiología de este complejo articular. Tendemos a fijar la atención en la articulación gleno-humeral (entre el omóplato y la cabeza del húmero); no debemos detenernos ahí, ya que el hombro (cintura escapular) está compuesto por varias articulaciones más que funcionan como un todo, afectando la función de cada una a las demás. Al final, esto significa que ante un problema en el hombro hemos de evaluar la integridad y función de todas ellas sus relaciones con otras articulaciones y tejidos. Es gracias a la acción conjunta de todas estas articulaciones que el hombro posee una gran movilidad en todos los ejes y planos, convirtiéndose en un complejo articular muy funcional pero a la vez inestable y susceptible de lesión.




Qué puedo hacer cuando tengo una lesión crónica de hombro

Me ha parecido interesante comentar generalidades sobre el hombro pero no es el objetivo de este artículo explicar con detalle la estructura y función del hombro, datos que fácilmente podemos encontrar en libros o bases de datos de internet. Voy pues a cuestiones más prácticas, como decía antes, qué puedo hacer ante estas lesiones que se hacen crónicas y son tan molestas. Estos son mis consejos, donde encontraremos una posible solución siguiendo unas sencillas pautas:

Primero, acudir a un osteópata o terapeuta que trabaje desde una perspectiva global, teniendo en cuenta la complejidad y las relaciones del sistema articular y funcional del hombro, como decíamos antes y que valore y trate los problemas que encuentre. Esto nos va a permitir a corto plazo tener una visión de las estructuras afectadas, mejorar la movilidad del hombro y disminuir el dolor. Normalmente con dos a cuatro sesiones será suficiente para tener este primer impulso de mejora.

Segundo, comenzar a realizar unos ejercicios que nos permitan seguir mejorando en la movilidad y que a la vez nos permitan mejorar la estabilidad y la fuerza de toda la cintura escapular. Lo ideal es que sea una batería de ejercicios sencilla que podamos realizar al menos 3 veces por semana en cualquier lugar y que no dure mucho tiempo. Esto facilita la constancia en el trabajo de recuperación, un factor determinante para mejorar. Es conveniente que el osteópata, fisioterapeuta u otro profesional de la salud nos indique los ejercicios apropiados.

Normalmente, al principio realizaremos ejercicios sin pesos o con pesos livianos, con elásticos y estiramientos suaves y los combinaremos con alguna visita al osteópata cada dos o tres semanas. La evolución es individual en función de la lesión, la implicación de la persona con la recuperación y otros factores, pero en líneas generales, podemos decir que en unas tres o cuatro semanas tendremos una mejoría de la función articular, disminución del dolor y aumento de la fuerza, factores que seguirán mejorando a lo largo de las siguientes semanas.

Tercero, tras conseguir recuperarnos, mantener una rutina sencilla de ejercicios de mantenimiento para que la lesión no vuelva a aparecer. Si eres deportista, tras unas tres o cuatro semanas con los ejercicios, normalmente se puede comenzar a realizar una transición hacia la preparación física específica de tu deporte e integrar los ejercicios de recuperación con los ejercicios que habitualmente realizas para entrenarte. Esta fase de integración de los ejercicios es muy delicada y lo más aconsejable es tener una supervisión constante de tu entrenador o de las personas implicadas en tu recuperación, que si son más de una deberían comunicarse entre ellas.

A priori puede parecer un proceso largo pero, ojo, hablamos de lesiones crónicas de hombro que muchas veces han estado molestándonos durante meses o años. No existen soluciones sistemáticas para las lesiones, puede que lo que a una persona le va bien a otra no le funciona. Por ello, hemos de individualizar y adaptar la recuperación a cada persona. Seguir estas pautas para recuperarse de una lesión de hombro, en mi experiencia, es una de las soluciones que mejor funciona respecto a otros métodos. Como en otras lesiones que iremos viendo, la idea es integrar y combinar de la mejor forma posible técnicas y conocimientos de los ámbitos de la osteopatía, la fisioterapia y el entrenamiento deportivo.

En próximos artículos publicaré algunas series de ejercicios que se suelo utilizar.

Algunas consideraciones sobre la complejidad de las recuperación del hombro

Para finalizar comentaré algunas caracterísitcas sobre las conexiones anatómicas y fisiológicas del hombro. Para entender esta parte es aconsejable tener concimientos a nivel anatómico y fisiológico, así que los que no trabajéis en estos temas no os preocupéis, es de mayor comprensión para profesionales de la salud.

- Investigar fundamentalmente cuatro articulaciones y la aparición del dolor: glenohumeral, acromioclavicular, esternoclavicular y omotorácica.

- En una tendinitis normalmente tendremos dolor en los movimientos activos, en la contracción isométrica y en la movilidad pasiva hacia el estiramiento del músculo-tendón afectado. Una de las tendinitis típicas en el hombro es la del manguito rotador, formado por: supraespinoso, infraespinoso, subescapular y redondo menor. Puden llegar a generarse calcificaciones o roturas de alguno de los tendones.

- El supraespinoso es el músculo que más se lesiona. Posteriormente hay que tener muy en cuenta también al redondo mayor y al infraespinoso. También hay que observar anteriormente la porción larga del bíceps, que suele luxarse o afectarse de forma secundaria.

- Existen dolores de hombro de origen visceral en los que no hay una lesión real de éste. En el hombro derecho habría que buscar la relación a través de disfunciones de hígado (hay fibras del nervio frénico que van a hígado diafragma que anastomosan con el plexo braquial a nivel proximal en C3-C4) y en el hombro izquierdo buscaríamos la relación con disfunciones de estómago.

- Hay que prestar atención a los signos neurológicos (investigar las vértebras en relación) y los signos arteriales y venosos si existieran (corregir una lesión de clavícula libera la circulación sanguínea y linfática hacia el miembro superior).

Lo más visto
< >
Abril 2014
L M X J V S D
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30        
Próximos eventos
Etiquetas
Archivo